DE VIAJE CON SABRINA - Un verdadero paraíso ecológico


Hola mis queridos lectores. De vuelta con ustedes como cada miércoles. En esta oportunidad quiero hablarles de otro de los lugares impresionantes de nuestro país. Les cuento que en esta ocasión nos embarcamos en una aventura hacia un verdadero paraíso ecológico, ubicado a los pies del Parque Nacional Los Haitises, uno de los parques nacionales más grandes de nuestro país. Tiene una extensión de casi 1,200 kilómetros cuadrados. Allí se encuentran tesoros que impresionan y difícilmente se olvidan, como lo es Paraíso Caño Hondo, en Sabana de La Mar, provincia de Hato Mayor, a 160 kilómetros de Santo Domingo.

Se trata de un encantador “lodge” ecológico, donde la naturaleza te invita a disfrutar de innumerables aventuras. Cuenta con 28 habitaciones rústicamente decoradas, distribuidas en tres edificaciones: Caño Hondo, Ceyba Jibales y Altos de Caño Hondo. Esta última tiene una impresionante vista a las Bahías de San Lorenzo y Samaná.

Según el tipo de actividades o aventuras que quiera realizar, tendrá la oportunidad de elegir el lugar para hospedarse, ya sea para escuchar el sonido de las cascadas del río Jibales o deslumbrarse con la espectacular vista al Parque Nacional Los Haitises o con la Bahía de Samaná.

Me impresionó ver las cristalinas aguas del Jibales, que bañan cada una de las 12 piscinas naturales que tiene este lugar. Recorre los espacios que relajan y distraen tanto el cuerpo como el espíritu. Y lo mejor, podrá degustar una variada y exquisita gastronomía criolla con productos del mar.

El lugar ofrece la oportunidad de realizar excursiones como un recorrido por el parque nacional Los Haitises, donde se encuentra la mayor reserva de manglares del Caribe, cuevas con pictografía y petroglifos taínos, un bosque húmedo de frondosa vegetación que guarda aves endémicas y migratorias, así como especies en vía de extinción que forman parte de este lugar único.

También podemos tener la oportunidad de ver el majestuoso espectáculo de las ballenas jorobadas que cada año visitan el santuario de mamíferos marinos en la bahía de Samaná, en los meses de enero y marzo.

Es el espacio perfecto para hacer camping, paseos a caballo, escalar paredes de roca, hacer un “canopy adverture” en zipline a través del bosque, así como paseos y tours en kayaks por el parque nacional.

Esta incomparable combinación le ha permitido al lugar convertirse en un destino predilecto para vacacionar.

Según la revista Forbes está entre los 10 destinos verdes más importante del mundo. Es un lugar que pocos dominicanos conocen, y por eso hoy me permito invitar a los que gustan de este tipo de aventura para que disfruten de la naturaleza del país en su máxima expresión. Así que: ¡A conocer República Dominicana! Hasta la próxima semana si Dios nos lo permite.

http://listindiario.com.do/la-vida/2013/9/3/290809/Un-verdadero-paraiso-ecologico

No hay comentarios:

Publicar un comentario